Rate this post

¿Te gusta maquillarte? Seguro que poco o mucho, de vez en cuando todas nos hacemos como mínimo la raya del ojo. La piel de los ojos es la más delicada de la cara, por lo que tienes que tener especial atención a la hora de desmaquillarla. La primera regla a seguir es que debes hacerlo siempre que te maquilles, no hay excusas, la pereza puede pasarnos factura en forma de infecciones, impurezas, arrugas…
Desmaquillarse a diario nos permite limpiar bien la piel, mantenerla hidratada y suave, además de eliminar todos los restos de suciedad que se depositen durante el día.

Como hacerlo:
1. ELIGE EL PRODUCTO ADECUADO. Para desmaquillar los ojos debemos utilizar un producto adecuado para esa zona. La piel de los ojos es más fina y frágil y no sirven otro tipo de productos que puedan ser agresivos para la zona. Tampoco es recomendable desmaquillarse con agua y jabón, ya que se reseca en exceso la piel. Elige siempre un producto hipoalergénico para evitar molestias en tus ojos.

2. APLÍCALO CON UN DISCO DE ALGODÓN. Una vez dispongas del desmaquillante oportuno, aplícalo en un disco de algodón. No pongas demasiada cantidad y déjalo reposar sobre los ojos unos segundos. Después comienza a retirar el maquillaje deslizándolo suavemente sin restregar, desde la parte superior del párpado hacia las pestañas. Usa un disco diferente para cada ojo para evitar contagios si existen infecciones.

3. SI QUEDAN RESTOS USA UN BASTONCILLO. Para desmaquillar en profundidad puedes pasar después de usar el disco de algodón un bastoncillo impregnado en el desmaquillador de ojos por las zonas rebeldes.

4. SI USAS MAQUILLAJE WATERPROOF (Resistente al agua) En el caso de que uses productos waterproof debes tener en cuenta que el desmaquillante de ojos debe ser especifico para maquillajes resistentes al agua. Estos productos suelen ser bifásicos y hay que agitarlos bien para que se mezclen las dos bases. Ya lo dicen los expertos, desmaquillar las pestañas correctamente es la regla de oro para evitar su caída

5. TEN CUIDADO CON LAS PESTAÑAS POSTIZAS O EXTENSIONES. Las pestañas postizas y las extensiones, así como su adhesivos, deben cumplir con los requisitos de seguridad y del etiquetado de cosméticos. Dado que los párpados son delicados, una reacción alérgica, una irritación o una lesión en el área de los ojos puede ocurrir. Revisa los ingredientes para asegurarte de que no eres alérgico a los adhesivos.

6- NO LOS COMPARTAS NI INTERCAMBIES LOS COSMÉTICOS DE LOS OJOS. Las personas pueden verse perjudicadas por los gérmenes de otra persona cuando comparte maquillaje de ojos. Ten esto en cuenta cuando te encuentres probadores en las tiendas. Si utilizas cosméticos de muestra de una tienda, asegúrate de utilizar aplicadores de un solo uso, como discos de algodón limpios

7. NO TE OLVIDES DEL RESTO DEL ROSTRO. Desmaquillarse bien el resto de la cara y cuello con leche limpiadora. Aplícala en la cara y retírala suavemente con discos de algodón. Para ciertas ocasiones, cuando vallas con prisas, se pueden usar toallitas desmaquillantes, pero conviene no convertir su uso en un ritual diario.

7. FINALIZA CON TÓNICO. Una vez que hayas limpiado tu rostro, tonifica la piel de la cara y del cuello con un tónico adecuado a las características de tu piel. Hazlo con un disco de algodón mediante ligeros toques. La sensación refrescante es excelente.

8. USA SIEMPRE GAFAS DE SOL Ahora lo único que queda es seguir cuidando esos ojazos, utilizando siempre unas buenas gafas de sol que protejan tus ojos y la fina piel que les rodea de las radiaciones ultra violeta con unas buenas gafas de sol. Evitaremos la aparición temprana de patas de gallo, manchas y patologías oculares como cataratas, terigión, etc. La manera más fácil de prevenirlas es con gafas con protección 100% de radiación ultravioleta, junto con el uso de gorra o sombrero desde la niñez.

| Equipo Tu Visión