3 (60%) 1 vote

Con las fiestas de la Encina, llega la vuelta a la rutina, fin de las vacaciones, los niños empiezan el cole, las clases de yoga, el gimnasio. Es como si el año nuevo empezara en septiembre. Las mochilas de los niños, las revisiones de los ojos de los peques como norma básica y ¿qué pasa con los adultos? Igual que nos apuntamos al gimnasio o empezamos una nueva clase de cocina , este nuevo curso deberíamos tener muy encuentra nuestros ojos.
El trabajo, los ordenadores, tablets, móviles, pueden provocar fatiga visual, sensación de arenisca en los ojos, sequedad ocular.
Siguiendo unos pequeños consejos podremos evitar, haciendo nuestro trabajo mucho más cómodo.

Sigue nuestros consejos:
– Acude a revisiones visuales periódicas para asegurarte de que la prescripción de tus gafas o lentes de contacto es la correcta o en caso de no usarlas, que no las necesitas. Pide a tu óptico-optometrista que te adapte específicamente unas gafas para el trabajo frente al ordenador, ya que las lentes que usas habitualmente pueden no ser las más recomendables para la informática. Quizás necesitemos unas gafas para usar a la distancia adecuada del ordenador o incluso gafas con filtros especiales que reducirán nuestra fatiga visual si pasamos muchas horas frente al ordenador. Estos filtros los pueden utilizar incluso personas que no necesiten corrección.

– Haz pausas de diez minutos cada dos horas para que los ojos descansen. Además, cada veinte minutos, asómate por la ventana o dirige la mirada al infinito durante unos veinte segundos para cambiar el enfoque de los ojos.

– Parpadea con regularidad, ya que esto evitará la sequedad ocular.

– Utiliza un humidificador o usa gotas humectantes cuando sea necesario.

– Ajusta la resolución y el contraste del monitor. Cuanta mayor sea la resolución de la pantalla, más clara será la imagen, lo que redundará en un mayor confort visual. Si al incrementar la resolución de la pantalla al máximo, las letras aparecen muy pequeñas, se puede aumentar el tamaño de fuente para compensar.
Así mismo, para leer las letras con más facilidad, se debe ajustar el contraste entre los caracteres y el fondo. El brillo del monitor no debe ser ni demasiado intenso ni demasiado tenue.

– Evita el deslumbramiento y reflejos. Los reflejos en la superficie de la pantalla se pueden minimizar mediante cortinas en las ventanas, interruptores que hagan la luz ambiental más tenue y filtros de reducción del deslumbramiento. Para mitigar los brillos, conviene eliminar las fuentes de luz que puedan encontrarse en la zona periférica y posicionar el monitor perpendicular a las ventanas o a otras fuentes de iluminación intensa.

– Mantén el monitor libre de huellas y polvo, ya que pueden reducir la claridad
Y también mantener una buena ergonomía en nuestro puesto de trabajo, mantener la pantalla del ordenador a una distancia adecuada, a la altura correcta…
Si quieres saber más de cómo cuidar este otoño tus ojos visítanos en
www.tuvision-bierzo.com

|Equipo Tu Visión