jueves 21/10/21

Bulos sobre la salubridad del agua que consumen los vecinos de Valdecañada

 

El Ayuntamiento de Ponferrada, a través de la Concejalía de Sostenibilidad Medioambiental lamenta la difusión sin contrastar de bulos e informaciones falsas únicamente destinadas a intoxicar mediante la creación de alarma entre la población, que no se sustentan en ningún dato objetivo y que son particularmente graves, por cuanto intentan generar sospechas sobre la existencia de riesgos para salud de la población.

Valdecañada
Valdecañada

La denuncia sobre la falta de salubridad del agua que consumen los vecinos de Valdecañada, así como la difusión de la misma sin aportar ningún dato que justifique esa información falaz, es un bulo dañino y constituye una enorme irresponsabilidad, máxime cuando se lanza a sabiendas de que es falso y no existe dato ni prueba alguna que sustente esa falsa acusación de se pone en riesgo la salud de los ciudadanos.

Utilizar la salud de los ciudadanos como arma arrojadiza contra la gestión municipal denota una absoluta falta de ética política y profesional, máxime en unos momentos en los que la crisis sanitaria que aún estamos sufriendo provoca tanto dolor en nuestra sociedad.

Es absolutamente falso que el agua de la captación de Valdecañada se mezcle con los excrementos y orines de vacas y otros animales, porque el agua de dicha captación no se obtiene de la reguera, como falsa y deliberadamente se ha publicado sin ningún pudor, sino que proviene de una captación subterránea.

El agua que consumen los vecinos de Valdecañada está en perfectas condiciones de salubridad, como lo atestiguan todos los análisis que se realizan periódicamente. Es probable que algunos vecinos hubieran preferido que la captación se hubiese construido en un lugar más elevado, pero los servicios de inegeniería municipales determinaron la mayor idoneidad del lugar donde se ha hecho.

En este sentido, hay que precisar que el aprovechamiento del arroyo de Valdecañada con destino a abastecimiento fue aprobado por la Confederación Hidrográfica del Norte en abril del año 2006 por el plazo de 20 años. Dicha captación re realizó de acuerdo al proyecto aprobado.

En el año 2020, para solucionar los problemas de abastecimiento que durante la época estival o en periodos de gran afluencia de población venía sufriendo la localidad se realizó una mejora de la captación consistente en tres drenajes subterráneos y un depósito donde se acumula el agua captada. Cualquier modificación o cambio en la captación debe contar con la preceptiva autorización de la Confederación Hidrográfica Miño Sil.

La realidad es que que Valdecañada tenía un grave problema estacional de escasez de agua y esta captación ha venido a solucionar el problema de abastecimiento en las condiciones de salubridad que exige la legislación vigente.

Nadie en ningún momento se ha dirigido hasta el momento al Ayuntamiento de Ponferrada, ni a la Concejalía de Sostenibilidad Medioambiental ni a ningún otro órgano municipal, para contrastar la veracidad de tales afirmaciones.

En todo caso, esta nota se acompaña del informe del Servicio de Ingeniería del Ayuntamiento que, entre otras precisiones determina tanto la idoneidad de la ubicación de la captación, como los resultados de los análisis periódicos del agua.

Desde el Ayuntamiento de Ponferrada se quiere mandar un mensaje de tranquilidad a los vecinos para que tengan la seguridad de que el agua que consumen goza de las máximas condiciones de salubridad y no representa en ningún caso riesgo alguno para la salud.

Bulos sobre la salubridad del agua que consumen los vecinos de Valdecañada
Comentarios