miércoles. 10.08.2022

Tras las inclemencias meteorológicas que se vivieron ayer en varias zonas de la D.O. Toro, esta mañana, el Consejo Regulador ha valorado el estado en el que se encuentran los viñedos para poder cuantificar la magnitud del daño causado por la tormenta

En la tarde de ayer se registraba una gran tormenta que afectó a los viñedos de la denominación, que se encuentran en su fase de crecimiento por lo que puede verse afectada su cosecha.

Así, el Consejo Regulador decidió valorar la situación in situ y comprobar en primera persona el daño que ha causado esta tormenta en las regiones de la D.O. Según la organización la vendimia 2019 fue corta, con 16,9 millones de kilos, ya que una vendimia normal en torno rondaría los 19-21 millones de kilogramos.

Con las lluvias que se han venido registrando durante el invierno y sobretodo esta primavera, se espera llegar a una cifra que en condiciones normales podría estar en la media o algo superior a la media que se ha venido registrando en los últimos 5-10 años de vendimia en Toro que se cifra en torno a los 19.2 millones de kilos de uva recogidos.

Tras la visita de esta mañana de inspección al viñedo, el Presidente, Felipe Nalda, señaló que existe un "daño relativo, no significativo". En las zonas donde se ha concentrado el daño, este ha sido grave y severo. La D.O. sufrió una tormenta muy intensa de granizo localizado principalmente en el casco urbano de Toro y en otras zonas como San Román de Hornija y Villabuena.

La D.O. Toro sufre una intensa tormenta de granizo
Comentarios