sábado 25/9/21

La Europa Zombi

¿Por qué no fluye el crédito?

“Low rates make zombie banks support zombie companies” Nicolas Véron

Seamos claros. La deuda zombi y soberana fagocita cualquier posibilidad de crecer. Pero se puede solucionar.

Vimos al Banco Central Europeo (BCE) bajar sus tipos de interés de referencia al 0,25% y dejar los de los depósitos al 0%. Dentro de poco, usted acabará pagando por depositar sus ahorros. Seis años bajando tipos y el éxito es incuestionable. A esto le llaman "políticas acomodaticias".

 Mucha liquidez para los sectores equivocados.

Casi toda la liquidez que inunda Europa con las políticas del BCE se queda en dos sectores zombis: empresas semi-quebradas, que se mantienen vivas artificialmente y deuda soberana insostenible de estados muy endeudados. Un problema de 600.000 millones de euros en Europa y que algunos estiman en más de un billón. En una banca que supera el 300% del PIB de la Eurozona. Por eso, no se puede empezar la casa por el tejado y entrar en entelequias de uniones bancarias. Esconder y extender, añadir una nueva capa a la lasaña, no soluciona nada. De hecho, aumenta el riesgo.

¿Qué son los préstamos zombis?

Llevo hablando de ellos desde 2007. Piensen en una empresa o una administración pública, grande y muy endeudada, que pide un enorme préstamo en la época del ‘a crecer a crecer’ para un proyecto público o empresarial megalómano… y cuando llega la recesión, no puede pagar. Al banco le sale a cuenta refinanciar el crédito, porque anotar en sus cuentas la pérdida por impago es demasiado duro, y por lo tanto espera y reza para que mejoren las cosas.

¿Qué ocurre?.

Que las cosas no mejoran, sino que empeoran.Pero como los tipos son bajos y siguen bajando, al banco le viene mejor, de nuevo, refinanciar. El incentivo perverso de copiar a Japón, en lo malo y esperar.

El país nipón lleva desde 1997 con tipos cero y el riesgo zombi solo aumenta. La bola se va haciendo mayor. La empresa o administración de nuestro ejemplo, ni que decir tiene, no mejora… la bola se hace aún mayor. Y cuando pasan seis años de crisis, con todos aguantando la respiración para ver si el año que viene crecemos, ocurren cuatro cosas:rincón financiero 2

- El índice de morosidad de la banca se dispara y, además, se disfraza. En España, es del 10,7% a pesar del banco malo (yo no lo llamo Sareb, que me suena a cantante de baladas egipcio). En Europa, también sigue creciendo.

- El balance de la banca y de las empresas zombis mantenidas vivas artificialmente no mejora; de hecho, empeora. Según Eurostat, en España el 40% de las empresas cotizadas tiene demasiada deuda y caja libre negativa. El tercer país de Europa con peor capacidad de repago de deuda.

- Como el balance se deteriora y la calidad de la cartera de crédito empeora a medida que crecen esos préstamos zombis, los bancos no pueden prestar a buenas empresas y familias.

- Entonces, para rematar, como los tipos de interés siguen bajando, los bancos buscan un poco de rentabilidad y “seguridad” inundando sus carteras de… deuda soberana, por la que aceptan cada vez menos interés, aunque el riesgo aumente.

Resumiendo, los bancos agrandan el agujero de riesgo, los balances de empresas problemáticas no se limpian, los estados se endeudan más y el riesgo aumenta en el sector financiero. Mientras, siguen sufriendo los empresarios y familias.

Por supuesto, ustedes me dirán que hay que dar tiempo, que no se puede hacer en un día y todas esas cosas. Pero llevamos ¡¡seis años!!

Queridos lectores os dejo una foto en el Coliseo de Roma. Salud.

UNAS RISAS

Una vez llegó a un pueblo de la selva un señor muy bien vestido, se instaló en el único hotel que había y puso un aviso en el periódico local diciendo que estaba dispuesto a comprarEl-Rincón-financiero-png cada mono que le trajeran por 10 euros.

Ante la falta de recursos, los campesinos, sabiendo que la selva estaba llena de monos, salieron corriendo a cazarlos. El hombre compró los cientos de monos a 10 euros cada uno. Pero como ya quedaban muy pocos y era difícil cazarlos, los campesinos perdieron el interés.

Entonces el hombre ofreció 20 euros por cada mono y los campesinos corrieron otra vez a cazar los pocos monos que quedaban, hasta que ya casi fue imposible encontrar uno.

Llegados a este punto, el hombre ofreció 50 euros por cada mono, pero como tenia negocios que atender fuera, dejó a cargo de su ayudante el negocio de la compra. Una vez que el hombre estuvo fuera, su ayudante se dirigió a los campesinos diciéndoles: “ Fíjense en esta jaula llena de miles de monos que mi jefe compró para su colección. Yo les ofrezco venderles los monos a ustedes por 35 euros cada uno y cuando regrese mi jefe de la ciudad, se los venden a él por 50 euros”.

Los campesinos juntaron todos sus ahorros, compraron los miles de monos que había en la gran jaula y esperaron al regreso del jefe. Lo único que vieron fue la jaula de monos que compraron con los ahorros de toda la vida. Ni al Jeje ni su ayudante los volvieron a ver mas.

Moraleja. Mucho cuidado con la promesa de excelentes plusvalías, suelen esconder grandes riesgos.

¿O acaso se han olvidado ya de la OPV de Bankia, las participaciones preferentes, o el caso de Afinsa, etc...

Gonzalo García Vázquez

La Europa Zombi
Comentarios