sábado. 22.06.2024

 

  1. Hablan de "crecimiento justo y sostenible, cohesión social o transición ecológica". Sin embargo, no se atiende a un desarrollo de todos los territorios por igual. Se habla de soberanía energética para descarbonizar las ciudades, a cambio de inundar los campos de placas solares y los montes de aerogeneradores. Es decir, de destruir nuestra riqueza natural y economías agroganaderas a cambio de nada. Como muestra, basta recordar el esfuerzo que hizo esta coalición en la pasada legislatura para que se suprimiera la Declaración de Impacto Ambiental. Esta modificación legal que llevaron a cabo supone que cuando a estos macroproyectos, empresas multinacionales y fondos de inversión no les interesa el estatus de Bien de Interés Nacional de una zona, se les permita expropiar terrenos sin el consentimiento de la propiedad, abocando a vecindades enteras a emigrar a las ciudades. Los representantes de las sucursales en León de los partidos que conforman este acuerdo han callado, anteponiendo su interés personal al de los ciudadanos del territorio al que se supone que representan.

  2. La supresión de la Ley Mordaza es imperativa, dado que es necesario eliminar la criminalización de la protesta. Su compromiso cuando estaban en la oposición fue su eliminación y ahora nos hablan de "reformar aspectos".

  3. Estamos de acuerdo en seguir con el gravamen a eléctricas y bancos, y el establecimiento de un tipo impositivo del 15% efectivo a las grandes empresas. Y abogamos por profundizar en una reforma fiscal que elimine y combata la elusión fiscal de las grandes fortunas que actualmente solo pagan un tipo efectivo del 0,1%.

  4. Creemos en la reducción de la jornada laboral a 37,5 horas semanales, así como la derogación de la Reforma Laboral tan perjudicial para los trabajadores.

  5. Instaremos a través de fuerzas afines en el Congreso la promulgación de una Ley de Emigrados, con dos objetivos concretos: dotar de derechos políticos y ayudar a la vuelta de aquellos leoneses esparcidos por todo el Estado.

  6. Exigimos que se amplíen los coeficientes reductores a determinadas profesiones que, por razón de su peligrosidad, penosidad y toxicidad, necesitan su reconocimiento, como los bomberos forestales.

  7. En el acuerdo no se desarrolla una Renta Básica Universal que garantice un suelo de ingresos suficiente tanto para las personas como para la unidad de convivencia.

  8. Propondremos la creación de una tarifa eléctrica para consumidores e industrias leonesas del País Llionés que parta de la reducción del 30% de los peajes del sistema eléctrico, y aquellas empresas que se instalen en cualquier polígono de nuestras ciudades tengan una bonificación de impuestos del 100% durante los tres años siguientes.

  9. Creemos necesario un acuerdo político estatal que promueva un modelo de empresa que cumpla características económicamente sostenibles, que no se venda al capital exterior, promueva la participación de los trabajadores en la gestión, el reparto de beneficios y el capital, y sobre todo, comprometida con el desarrollo endógeno del País Llionés.

  10. Constatamos que en el acuerdo no se afronta una reforma que redunde en una democratización profunda de nuestras Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

  11. Consideramos que la carencia de autogobierno del pueblo leonés no permite establecer los mecanismos para contrarrestar los desequilibrios y olvidos del Estado central, sino que los agrava y profundiza. Estos mecanismos serían compensatorios de los desequilibrios creados, estableciendo un Plan de Desarrollo Sostenible y Vertebración Territorial a 5, 10 y 15 años, a gestionar desde nuestras propias administraciones.

En definitiva, la falta de una fuerza propia leonesa de izquierdas lleva a tener un vacío en determinadas reivindicaciones que traten a este pueblo en igualdad de condiciones y reviertan décadas y décadas de desequilibrio territorial impulsado por la CCAA y el Estado.

Nuestro posicionamiento va en la línea de la cooperación con el resto de las izquierdas plurinacionales del Estado, pero en igualdad de condiciones, no como ciudadanos de segunda. En este sentido, creemos que la solución y encaje territorial es un Federalismo Plural, donde se supere la España unitaria de facto y con clara intromisión judicial. Y nos lleve a desarrollar la pluralidad lingüística, cultural e identitaria presente desde la diversidad institucional, y no apoyando mociones alentadas por la extrema derecha, y sí con el objetivo que nos sitúe en el mapa y salgamos de la irrelevancia política fuera del ámbito del Bernesga.

Concejo de Alantre, León. / Conceyu Alantre, Llión

 

ALANTRE cuestiona la coalición entre PSOE y SUMAR ¿Dónde queda León en la izquierda...