miércoles. 21.02.2024

Estos dos nuevos vehículos, una bomba rural pesada y una bomba forestal pesada, no solo amplían las capacidades operativas en entornos rurales y forestales, sino que también suponen una modernización esencial de la flota existente.

Durante la presentación, José Antonio Diez destacó que estos vehículos proporcionarán un impulso significativo para hacer frente a incendios en áreas rurales y forestales, tanto dentro del municipio de León como en aquellos contemplados en el convenio establecido con la Diputación de León.

La inversión total para la adquisición de estos vehículos ascendió a 847.746,7 euros, financiados por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER-REACT UE), dentro del programa operativo FEDER 2014-2020 de Castilla y León. De este total, 646.902,74 euros fueron aportados a través de fondos europeos.

La nueva bomba rural pesada, con una capacidad de 7.000 litros de agua, reemplazará a un camión en servicio desde 1997. Este vehículo mejorará las intervenciones en incendios industriales, de viviendas o vehículos, al tiempo que ofrecerá características mejoradas, como una zona de almacenaje y depósito para espuma.

En cuanto a la bomba rural forestal, sustituirá a una unidad en servicio desde 1998. Este vehículo permitirá intervenciones efectivas en incendios forestales, nevadas y áreas de difícil acceso. Además, destaca por contar con un sistema de autoprotección que activa un depósito independiente en caso de quedar atrapado por el fuego, protegiendo las áreas más sensibles del vehículo del calor.

El alcalde resaltó que el camión forestal participará en el Salón Internacional de Seguridad de 2024 en Ifema, Madrid, gracias a sus características avanzadas, como el sistema de autoprotección, que lo convierten en un vehículo de vanguardia en la lucha contra incendios.

León refuerza su flota de bomberos con dos nuevos vehículos de última generación