domingo. 21.07.2024

La dotación policial fue alertada por la Sala CIMACC 091 debido a una alarma de intrusión que mostraba a través de las cámaras la presencia de una persona encapuchada en el interior del establecimiento. Al llegar al lugar, los agentes observaron a un individuo que salía corriendo del establecimiento con un objeto bajo el brazo. Inmediatamente, con el apoyo de otra patrulla policial que bloqueó su paso en una calle cercana, los policías interceptaron al sospechoso. Durante la huida, el individuo arrojó al suelo los objetos que llevaba, los cuales resultaron ser la caja registradora, un cajón con monedas, documentación diversa y facturas.

Cabe destacar que el detenido ya había sido arrestado el pasado 28 de mayo por hechos similares. Su modus operandi consiste en utilizar este método rudimentario conocido como "Alcantarillazo", que implica el uso de una tapa de alcantarillado o una rejilla pesada de la red municipal que retira de las inmediaciones del establecimiento. Utiliza este objeto contundente para fracturar los escaparates de los comercios y así acceder rápidamente a su interior, perpetrando los robos en cuestión de segundos.

Gracias a la rápida actuación de los agentes de la Policía Nacional, se evitó que el autor escapara con el botín de la caja registradora. El individuo fue detenido in fraganti y está siendo investigado no solo por el delito de robo con fuerza, sino también por los graves daños ocasionados.

Una vez finalizadas las correspondientes investigaciones y diligencias, el detenido ha sido puesto a disposición de la Autoridad Judicial. Sin embargo, la mencionada autoridad ha decidido su puesta en libertad a la espera del juicio.

Detenido mientras robaba en una tienda de León rompiendo el escaparate