sábado 22/1/22

La Bañeza estará presente en Palermo, en una exposición dedicada a la Semana Santa que se inaugura el 6 de abril en la ciudad italiana.

Con el subtítulo de  La Semana Santa Ritual y vivida, se quiere llamar la atención sobre los valores históricos y patrimoniales que aún se conservan como ritos completos y casi por milagro  en algunos lugares  y la manera en la que el paisaje urbano y rural, sobre todo rural, el  paisanaje, lo social  y lo religioso se unen y amalgaman en una serie de actos y vivencias que involucran a los habitantes de las localidades donde se celebran más allá de sus orígenes sociales y a veces de sus prácticas religiosas cotidianas.

Han querido huir de las Semanas Santas oficialmente turísticas porque no quieren que se confundan los verdaderos patrimonios culturales inmateriales con los productos turísticos.

A Italia viajan cinco ciudades de Castilla y León, las elegidas fueron:

La Bañeza, representada con material fotográfico de las tres Cofradías de la ciudad, con especial hincapié en la procesión  de “El Santo Potajero”, que se celebra el Miércoles Santo por la mañana y consiste en la preparación y reparto gratuito del tradicional potaje (garbanzos y arroz) acompañados de una tajada de bacalao, pan, una pasta y una naranja a todo aquel que se acerque hasta la capilla con una cazuela. El origen de esta tradición se remonta siglos atrás cuando este menú se elaboraba para ser repartido entre los pobres. El Potaje repartido a los pobres de la localidad el Miércoles Santo por la Cofradía de las Angustias y Soledad, es una costumbre cuyo origen se pierde en el tiempo. Siempre se ha conocido en la Ciudad esta tradición y seguramente se remonte a los orígenes de la Cofradía en el siglo XVI.

San Vicente de la Sonsierra, con la procesión de los disciplinantes también llamados “picaos”, como se hacía en el barroco y la conserva a pesar de la prohibición de Carlos III  en 1777.

Peñafiel con “La Bajada del Ángel” que tiene lugar  la mañana de Pascua, universos teatrales otrora muy extendidos. Son  resto  los Autos Sacramentales del Barroco en los que la tramoya y el atrezzo eran obligatorios en cualquier puesta en escena religiosa.

Bercianos de Aliste salvaguarda la función del Desenclavo y la Procesión del Santo Entierro, sin apenas variación desde el s. XVIII.

La ciudad de Toro tiene como núcleo central de su Semana Santa, la tradición de los conqueros. Cuatro  hermanos de la cofradía  de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Ánimas de la Campanilla que en el más absoluto silencio piden limosna por las casas con la “conca”, el cuenco que servía  y sirve en las bodegas particulares para probar el mosto en las vendimias y el vino nuevo antes de espitar.

A través de las fotografías y los audiovisuales se pretende la  participación empática del público en unos rituales, que son fruto de un sustrato religioso y cultural de siglos, tamizado por la adecuación a las necesidades de los grupos que los conservan. Pretende llamar la atención sobre esta riqueza cultural que se convierte, para los amantes del turismo cultural y religioso en una experiencia personal y comunitaria inenarrable y las cofradías que los mantienen y conservan son los transmisores y sostenedores de una cultura que transita por la historia proyectando luces y sombras a su paso, creando penumbras donde el asistente se siente envuelto en un sinfín de sensaciones que le conducen a encontrarse consigo mismo en cualquiera de sus facetas.

Se inaugurará el día 9 de abril, en vísperas de la Semana santa, porque según  nos informa el Profesor Dr. Ignazio Buttita, comisario de la Exposición, juntamente con el también Profesor José Luis Alonso Ponga, es cuando más visitantes pasarán a conocer estas manifestaciones.

La Exposición en la que también habrá una serie de muestras de la Semana Santa Palermitana y de algunos pueblos de los alrededores, vendrá el próximo año a España donde se podrá ver en aquellos lugares que han participado en Palermo.

Durante la Exposición de pondrán a disposición del público folletos y material turístico relacionado con los valores culturales patrimoniales de las localidades participantes.

Los organizadores son el Centro Internacional de Estudios sobre Religiosidad Popular: La Semana Santa de la Universidad de Valladolid y El Instituto Teológico Agustiniano de Valladolid, La Università degli Studi di Palermo y la Fondazione Buttitta de aquella localidad. Colaboran los Ayuntamientos de San Vicente de la Sonsierra, La Bañeza, Peñafiel, Toro y Bercianos de Aliste.

La Bañeza se lleva el "Santo Potajero" a Palermo
Comentarios